Coordinadora trabaja desde hace 26 años en la reinserción de personas privadas de libertad
Publicado: 07/21/21 09:00:a. m.

María Lourdes Medina, de 48 años, asegura que como mujer puede aportar mucho como Agente Penitenciaria y Coordinadora de Reinserción Social de la Penitenciaría Nacional de Tacumbú.

Es psicóloga y docente, y tiene el reto de procurar la reinserción de más de 1.000 personas privadas de libertad (PPL) desde el tratamiento, y acompañamiento educativo y laboral en los talleres productivos.

Hace hincapié de los cambios favorables que ha constatado en 26 años de servicio en el Ministerio de Justicia. Cuando se incorporó al sistema penitenciario en 1995, le asignaron un trabajo administrativo en acompañar las comparecencias judiciales. Actualmente, está asignada como seguridad del penal, encara trabajos técnicos de programas de reinserción ligados a su especialidad de psicóloga, siendo parte del Organismo Técnico Criminológico (OTC) y, conforma un equipo interdisciplinario con funcionarios y otros agentes penitenciarios.

“La mujer es tan válida como el hombre para encarar puestos en los penales. Yo tenía 22 años cuando ingresé al penitenciario del ‘Buen Pastor’; había una realidad de mujeres y niños que me fue dura de asimilar inicialmente por mi inexperiencia y porque no me había tocado esa suerte. En ‘Tacumbú’, hoy confronto todos los rangos de edad, personas a la espera de su juicio o condenadas, en situación vulnerable; viví momentos de motines, pero en todo este balance estoy orgullosa de poder aportar otra forma de vida a quienes no han tenido quizá una sola oportunidad”, expresa Lourdes.

Le compete hacer terapias de psicología individuales y grupales, ejercer de docente de 33 PPL de la carrera de Psicología (UMA) y acompañar el aprendizaje de algunos de los 97 oficios impartidos en Tacumbú, como ser refrigeración, fontanería, forrado de termos, artesanía de ñanduti, elaboración de productos de limpieza, mecánica automotriz, barbería profesional y, corte y confección dictados por el SNPP y Sinafocal, bajo convenios con la Dirección de Bienestar y Reinserción Social de la cartera de Justicia.

“No se puede dar la espalda a los problemas de nuestra sociedad y de esa realidad surgen los actos delictivos. Así que desde el penal hacemos un trabajo psico-social serio de rehabilitación bajo los ejes de la salud, psicología, educación, trabajo, cultura, deportes y distracciones sanas”, comenta Medina. La situación de la normalidad -alterada con la pandemia del Covid-19- la ha sumergido en un trabajo con el máximo de su rendimiento dada la restricción de ingreso de personas a intramuros.

María Lourdes Medina es licenciada en Psicología de la Universidad Técnica de Comercialización y Desarrollo (UTCD). Se ha capacitado en talleres sobre Bases de una intervención breve según el cuestionario ASSIT, Prevención y Detección de Estupefacientes, Promoción de Salud Mental y Adicciones, Psicología Jurídica y Forense en Paraguay y, Crecimiento Personal aplicado a la Productividad. Participó del Congreso Internacional sobre Abordaje Multidisciplinario en Psiquiatría, VII y VIII Congreso Internacional de Asociación Paraguaya de Psiquiatras y III Congreso Federal Argentino de Terapia Cognitivo Conductual (Córdoba- Argentina).


Compartir esta noticia


Últimas Noticias Publicadas