​“La sociedad cambiará su pensamiento sobre las personas egresadas del sistema penitenciario”
Publicado: 03/05/21 08:43:a. m.

Ángela “Anchi” Isabel Melgarejo Flores sobresale como coordinadora de Reinserción Social, miembro del Organismo Técnico Criminológico (OTC) y del plantel de Sanidad de la Penitenciaría Regional de Ciudad del Este, donde trabaja para que 275 personas privadas de libertad (PPL) puedan ser reinsertadas a la sociedad. Sostiene que la sociedad en algún momento cambiará el pensamiento sobre las personas egresadas del sistema penitenciario.

En el 2018 se sumó como funcionaria del Ministerio de Justicia a través de un concurso de méritos. Por esos días, viajó desde su natal Coronel Bogado y se puso a trabajar proactivamente. “Me emociono y me comprometo con cada PPL. Algunas están abandonadas, pero nos tienen a nosotros”, expresa.

Al denotar que no es un trabajo sencillo, amplió sus horizontes profesionales y se graduó como Licenciada en Trabajo Social y Especialista en Atención Integral en la Universidad Nacional de Itapúa. Estos desafíos le involucran trabajar en el acceso a la educación, el trabajo, la atención médica y los lazos familiares, en que hacen parte esencial dos psicólogos, un personal médico, un encargado laboral y un supervisor de planillas. “Si no estudian y trabajan las PPL limitan severamente sus oportunidades futuras. Siempre les hago entender eso”, comenta Anchi.

Casi siempre fuera de la oficina y con el rigor de trabajar sin horarios, se ocupa en apoyar a PPL que no leen ni escriben, desde los programas de educación del Ministerio de Educación y Ciencias (MEC) y, en Educación Básica Bilingüe para adultos. Acompaña, fiscaliza y hace informes sobre los perfiles criminológicos de PPL que laboran en los talleres de artesanía, carpintería, forrado de termos, cocina, lavandería, peluquería, zapatería, herrería, panadería y rancho, tanto como las actividades deportivas, culturales, artísticas, espirituales, ocio y visitas domiciliarias a familiares. Agiliza las ventas de productos penitenciarios desde la web Latente.

Consciente de que las “heridas” de las PPL no se cierran, quiere hablar de soluciones, de proyectos de vida, de cómo sobrellevar las frustraciones o ilusiones rotas. Sostiene un diálogo permanente y contención psicológica, sin descuidar que los lazos familiares se corten.“No hay situación sin esperanza, porque cada caso puede ser replanteado, resuelto” comenta Ángela al momento de agregar que “en algún momento la sociedad cambiará su pensamiento sobre las personas egresadas del sistema penitenciario, porque mucho cambio ya se dio en el mundo penitenciario, aunque exista aún una gran brecha”, finalizó


Temas / Categorías
No hay Temas

Compartir esta noticia


Últimas Noticias Publicadas